domingo, 5 de julio de 2009

MARIE LAFORÊT: LA PLAYA



Ahora ya sí que os digo hasta luego. Voy a estar todo lo que queda de este mes de Julio junto al mar. A la orilla del Mediterráneo. Llevo conmigo mi cuaderno nuevo, lo voy a iniciar con cariño y con pasión, palabras que ya tengo guardadas entre sus páginas, tan celosamente guardadas como los secretos que nacen de la magia para anudarnos el alma entre los sueños y, sin pretenderlo, nos hacen florecer la inspiración. Voy a llegar con la mar misteriosa, será luna llena.
Desde la ventana de mi cuarto me han dicho que entra un aroma a jazmines que embriaga el aire, se escuchan las olas y puede verse toda la extensión de la arena con el añil del mar al fondo. Atrás dejo el asfalto, las prisas, alguna sonrisa que añoraré, varios proyectos pendientes. Y mis amigos...¡Hasta primeros de Agosto!
Os dejo con una versión en castellano de una de mis canciones favoritas, La Playa, cantada por Marie Laforêt. Aunque prefiero escucharla en francés, esta versión es delicada y exquisita. Espero que os guste y, por favor, no me olvidéis. Os voy a echar mucho de menos. Si algún día me resulta posible, os dejaré unas líneas, pero no puedo aseguraros nada. ¡Hasta pronto!

LA PLAYA

Cuando la playa se inundó de luz, y sol
y cuando el mar con su rumor habló de amor,
cuando soñaba en el azul,
fue a imitar este soñar llegaste tú.
Flor de un verano nuestro amor tal vez será
que una fatal brisa otoñal marchitará
fin de mi sueño de ilusión.
Y en esta playa naufragará mi corazón.
Y seguirán igual, arena y mar.
La playa en soledad se quedará
y en el comienzo su voz se extinguirá,
las huellas de los dos se borrarán.
Cuando en la playa nuevamente brille el sol,
ahí estaré, y junto al mar recordaré.
Evocaré la inmensidad de nuestro amor
que me brindó felicidad.
Has de volver, aquí en la playa te esperaré.

6 comentarios:

Amando Carabias María dijo...

Feliz y merecido descanso, y que en ese cuaderno por estrenar restañes las heridas que tengas que restañar

Pepe Gonce dijo...

Quizá porque mi niñez
sigue jugando en tu playa,
y escondido tras las cañas

duerme mi primer amor,
llevo tu luz y tu olor
por donde quiera que vaya,

y amontonado en tu arena
guardo amor, juegos y penas.

Yo,

que en la piel tengo el sabor
amargo del llanto eterno,
que han vertido en ti cien pueblos

de Algeciras a Estambul,
para que pintes de azul
sus largas noches de invierno.

A fuerza de desventuras,
tu alma es profunda y oscura.

A tus atardeceres rojos
se acostumbraron mis ojos
como el recodo al camino...

Soy cantor, soy embustero,
me gusta el juego y el vino,
Tengo alma de marinero...

¿Qué le voy a hacer, si yo
nací en el Mediterráneo?

Y te acercas, y te vas
después de besar mi aldea.
Jugando con la marea

te vas, pensando en volver.
Eres como una mujer
perfumadita de brea

que se añora y que se quiere
que se conoce y se teme.

Ay...

si un día para mi mal
viene a buscarme la parca.
Empujad al mar mi barca

con un levante otoñal
y dejad que el temporal
desguace sus alas blancas.

Y a mí enterradme sin duelo
entre la playa y el cielo...

En la ladera de un monte,
más alto que el horizonte.
Quiero tener buena vista.

Mi cuerpo será camino,
le daré verde a los pinos
y amarillo a la genista...

Cerca del mar. Porque yo
nací en el Mediterráneo...

http://www.youtube.com/watch?v=G_pGuEaRctY
Joan Manuel Serrat - Mediterráneo

Nosotros también te echarems de menos.

Un abrazo

Isolda dijo...

Hasta la vuelta María, un beso muuuuy largo.

http://www.youtube.com/watch?v=o8O1lbpPMNs&translated=1

Inés dijo...

Querida María,
Felices vacaciones, te echaré de menos, descansa y disfruta muchisimo de tu tiempo.

besos,

Militos dijo...

María: que disfrutes de la playa a tope. No hay nada más pleno que un cuaderno y pluma frente al mar. Será sensacional.
Aunque no sé si eres partidaria de premios, me he atrevido a dejarte un Dardos en mi blog //consinnada.blogspot.com/10/o7/2009/
No es un compromiso, es una muestra de cariño y admiración.
felices vacaciones

Maria Sanguesa dijo...

Queridos amigos, he visto vuestros comentarios a mi regreso, muchísimas gracias.
Amando: las heridas se restañan, la mar lo cura todo y la brisa se lleva lejos lo negativo para refrescar piel y sentimientos. Un beso.
Gonce: mi canción favorita entre las favoritas. Mediterráneo es casi un himno para una mediterránea como yo. Gracias por regalarme su preciosa letra. Un abrazo.
Isolda: te traigo besos para dar a puñados, con luz, con olas, con sal y con infinito cariño. Aquí están, para ti.
Inés: Gracias por tus deseos, que se cumplieron. Lo único que se me ha hecho largo es no haberme podido comunicar con vosotros, pero os he tenido muy presentes. Y ahora estoy poniéndome al día... también para ti mis ensalinados besos, llenos de cariño.
Militos: Mil gracias por la hermosa atención que has tenido conmigo, me ha conmovido. Tus palabras fueron premonitorias, el cuaderno fue escrito frente al mar, no hay nada comparable a la emoción de ir dejando tus sentimientos y tu trabajo sobre las páginas en blanco de un cuaderno que se va llenando de palabras. Yo también te mando mi admiración y mi cariño junto a un abrazo.