lunes, 30 de mayo de 2011

ELVIRA DAUDET Y SU LABERINTO CARNAL, EN EL ATENEO DE MADRID


RAFAEL SOLER Y CARMINA CASALA PRESENTARÁN EL LIBRO EL PRÓXIMO DÍA 1 DE JUNIO, EN EL ATENEO DE MADRID (C/ PRADO, 21) A LAS 20 HORAS.

Laberinto Carnal, es el libro de poemas que más me ha emocionado y conmocionado de todos cuantos he leído en este año de 2011, que tan buenos frutos literarios lleva dados entre los poetas que conozco y que han publicado, en los últimos meses, con merecido éxito.
La poesía de Elvira Daudet es descarnada, desgarrada, intensa y fuerte. Llega a lugares muy difíciles de alcanzar para cualquiera de nosotros. Su capacidad de ahondar en sí misma y en el mundo que nos rodea, de manera intensamente vívida, vibrante, sin disfrazar la despiadada realidad, con una técnica impecable y unos registros emocionales que traspasan cualquier barrara, hacen de su obra un hecho único y una maravilla poética.
Aquí dejo el enlace para quienes quieran disfrutar de la excelente entrevista que le hizo Paloma Corrales. Merece la pena verla y escucharla, es una buena manera de acercarse a tan enorme y humana poeta.


4 comentarios:

Charcos dijo...

sólo puedo decirte querida María que comparto absolutamente cada una de tus palabras, Elvira es una poeta magnífica y tenemos la gran suerte de poder disfrutar de su poesía.

besicos para las dos

Isolda dijo...

Querida María: Siento no estar presente, pero sí en la distancia, hoy y el día 1. Ya sabes lo que pienso de ti y de Elvira. Sois grandes personas y poetas.
Todos mis besos.

mercedespinto dijo...

Digo como Isolda, me hubiese encantado estar y conocer por fin a Elvira, de todos los poetas que he leído, ninguno me llega como ella.
Un abrazo.

Amando Carabias María dijo...

Hasta última hora e intentado ver el modo de acercarme al Ateneo... Bueno, no es cuestión de lamentarse... Lo que no puede ser, no puede ser y además es imposible. Las limitaciones de la realidad son las que son. En fin. De todos modos animo a quien lea esta entrada, primero, que se empape de la entrevista que Paloma hizo a Elvira y, segundo, adquiera el libro y lo lea, lo beba, como yo hice.
Me uno, María, a la valoración que haces de su obra. Sin duda es de los mejores libros del año. Otros vendrán otorgando galardones a otros poemarios escritos por grandes poetas más conocidos y editados por otros sellos con más tirón. Y serán buenos, pero como éste no sé si habrá alguno.
Laberinto carnal merece estar en cada estantería. Es un libro imprescindible, aunque en él no encontraremos versos para reírnos. Su compromiso con el dolor y sufrimientos de la raza humana no da respiro a las conciencias. QUizá sea lo que mejor se pueda decir de sus versos, que son dardos dirigidos a la conciencia.