jueves, 4 de marzo de 2010

CASABLANCA



Hay veces en las que la vida te sorprende y pone ante ti a seres especiales. Personas que desprenden una calidad humana que no es corriente. Y que ella, la vida, te ha enseñado a saber apreciar y a dimensionar. Son esos regalos que te compensan de muchas otras cosas en un mundo lleno de prisas, de banalidades y de aplausos a gente mediocre que cultiva el narcisismo y se muere de ansia de poder, de hacerse fotos con los famosos, de aparecer en la primera fila y de vivir vampirizando a los demás. El último obsequio que me he encontrado en el camino y que me ha reconciliado con esta turbamulta de diosecillos que se venden como genios literarios y que proliferan por algunos de los bares de moda, ha sido la buena fortuna de conocer a Alena, directa, sencilla, clara, de aspecto frágil y de consistencia de acero, buena escritora a quien ya conocía por sus blog. Pero el regalo no ha sido solamente conocerla, sino leerla y emocionarme con lo que ha escrito. Aquí os dejo el enlace para que comprendáis mejor lo que os estoy contando. Y otros más para que sigáis disfrutando de alguien que sabe lo que hace, que lo hace muy bien, y que huye de relumbrones porque sabe que las cosas que realmente merecen la pena no están en el famoseo, ni en fabricarse un escaparate, sino en el trabajo serio y en una postura vital bien definida y auténtica. Gracias.

http://alenacollar.wordpress.com/2010/03/03/la-frase-final-de-casablanca/#more-2542


http//alenarterevista.wordpress.com
(Nuestra Revista Quincenal)

http://alenar.wordpress.com
( Actualidad Alenarte)

http://alenarteradio.blogspot.com/
(Nuestra Radio)


http://alenarteforo.crearforo.com/
( Alenarte Foro

15 comentarios:

Alena.Collar dijo...

Anda...
Gracias, wapa. Pos no se qué decir, pero me ha hecho mucha ilusión entrar y leerte esto así...
Te agradezco montonazo, de verdad, da calorcito.

Y con el frío, el calorcito hace mucha falta

Isolda dijo...

Como ya he dicho a Alena, me alegro mucho de este encuentro y repito no hay dos sin tres.
Hay que ver lo bien que escribís las dos!
María, muchos besos.

Amando Carabias María dijo...

Quien conoce a Alena llega a tus mismas conclusiones.
Quien te conoce llega a sus mismas conclusiones.
Quienes os conocemos somos unos afortunados.

Beatriz Ruiz dijo...

Ya no pico nunca más... estaré atenta... o mejor... preguntaré primero que ha hecho cada uno de vosotros el día anterior...

Mil besos...

Maria Sanguesa dijo...

Es que el calorcito de la amistad es el mejor combustible para no helarse en esta estepa de lobos, Alena. Así que las gracias te las tengo que dar a ti. Besos.

Maria Sanguesa dijo...

Estoy segura de que habrá tres muy pronto. Es justo y necesario, Isolda.
A mí me parece que quien escribe bien es Alena, que domina verso y prosa, y lo hace desde dentro y de manera muy espontánea. Yo soy de pluma lenta. Escribo también desde dentro, pero no engarzo las palabras con su rápida maestría. Muchos besos también para ti.

Maria Sanguesa dijo...

Pues muchas gracias, Amando, aunque considero que la más afortunada soy yo por haberos conocido a todos vosotros. Y no es peloteo, es sencillamente evidente. Besos.

Maria Sanguesa dijo...

Me vas apermitir, Beatriz, que me ría un poquito. Esto no es más que la constatación de que las percepciones sobre los demás no tienen por qué ser coincidentes, lo que no quiere decir que unas sean mejores, ni peores, que las otras, Simplemente, son diferentes. Y todas válidas, puesto que somos humanamente multifacéticos. Espero que te recuperes pronto de tu andancio (qué linda palabra nos regaló Amando). Muchos besos.

Flamenco Rojo dijo...

Sois tal para cual...Besos para las dos...y para Beatriz y para Isolda y para Marián...y para Amando un abrazo.

Alena. Collar dijo...

Pues que os cuente Amando la "particular" forma de encontrarnos María y yo en Madrid: gracias a "un" teléfono de Segovia...
Ejemsglompsfffss...

Beatriz Ruiz dijo...

Vamos que vuestra cita a ciegas, y nunca mejor dicho... da para un corto...

No pienso prestarle más atención a mi andancio... qué se cree???...

No te quejes... de puro milagro no le escribía a Alena "Te la robaré, bandida"...

Mil besos...

Maria Sanguesa dijo...

¡Uy!, que estoy un día sin poder aparecer por aquí y me encuentro con vuestros comentarios. Muchas gracias, Flamenco. Pue eso, besos para todos.

Maria Sanguesa dijo...

La verdad es que, pese a haber sido muy puntuales, si no es por Amando no nos habríamos encontrado. ¡Cosas de la urbe y sus laberintos de Ariadna! Besos.

Maria Sanguesa dijo...

Bueno, Beatriz, tendré que dejarme robar, si me llevas al Sur...espero que el andancio se haya ido ya por ahí, entre las olas y los calderones. Un fuerte abrazo.

Beatriz Ruiz dijo...

Lo que me hace recordaros que sí... que el sur también existe...